Brasil Forestal Medio Ambiente

La deforestación de la selva amazónica podría expandir en un 70% las áreas en riesgo de incendios


La gestión sostenible de la tierra es clave para reducir este riesgo, según ha constatado una nueva investigación


DICYT – Un nuevo estudio sugiere que la deforestación sin restricciones, que está convirtiendo la selva en tierra agrícola, podría expandir las áreas de riesgo de incendios forestales más de un 70 por ciento para finales de siglo. En respuesta, el equipo internacional de investigadores, entre ellos Luiz Aragão de la Universidad de Exeter (Reino Unido), sugiere que los esfuerzos para mejorar la gestión sostenible de la tierra podrían proporcionar el mejor método de defensa contra el fuego en las próximas décadas.

En el trabajo, publicado en la revista ‘Global Change Biology’, también participan el Instituto Nacional de Investigación Espacial (INPE), el Centro Nacional de Monitoreo y Alertas de Desastres Naturales (Cemaden) de Brasil y la Universidad de Estocolmo (Suecia).

El equipo utilizó técnicas sofisticadas de modelado para realizar el estudio y comprobó que políticas tales como la construcción de nuevas carreteras, el aumento de la deforestación y la reducción de la efectividad de las áreas protegidas podrían aumentar sustancialmente el riesgo de incendios forestales.

De manera preocupante, al combinar los datos con el escenario pesimista de cambio climático CMIP5 del IPCC, que proyecta un aumento de las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) a lo largo del siglo XXI, el área con alta probabilidad de incendios forestales aumentaba hasta en un 110 por ciento.

Aragão, quien también es responsable de la División de Sensores Remotos del INPE, señala que “el estudio identifica un problema muy grave y tenemos que usar este resultado en beneficio del desarrollo sostenible de Brasil”.

«Por primera vez hemos podido demostrar que aunque el clima está cambiando, con posibles consecuencias negativas para la Amazonia, el peligro más grande es la mala planificación del uso de la tierra en esta región”, subraya. «Y a diferencia del clima, los problemas en el uso de la tierra se pueden abordar a través de medidas de control que es posible implementar rápidamente, resolviendo una parte significativa del problema», agrega.

Según las alertas de deforestación DETER/INPE, entre julio de 2018 y julio de 2019 se eliminaron 5.364 kilómetros cuadrados de bosques, un área del tamaño de la isla de Trinidad, y otros 4.405 se vieron afectados por incendios forestales.

Marisa Fonseca, investigadora postdoctoral del INPE y autora principal del estudio, detalla que “esto significa que si continuamos eliminando la cubierta forestal en la Amazonia, estaremos potenciando la degradación de los bosques remanentes, con consecuencias para la estabilidad de las reservas de carbono y los servicios ambientales».

La adopción de medidas dirigidas a reducir la deforestación y las emisiones de gases de efecto invernadero puede reducir significativamente la probabilidad de incendios forestales, incluso con la intensificación de las sequías en la Amazonía que se prevé a finales de siglo, según la información de la Universidad de Exeter recogida por DiCYT.

Referencia
Fonseca, M. G., Alves, L. M., Aguiar, A. P. D., Arai, E., Anderson, L. O., Rosan, T. M., … & de Aragão, L. E. O. E. C. (2019). Effects of climate and land‐use change scenarios on fire probability during the 21st century in the Brazilian Amazon. Global Change Biology.

Leer más


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.